La Importancia de comer pescado

En varias ocasiones os hemos hablado en Bebés y Embarazos, de lo importante que es una alimentación sana y equilibrada durante la gestación ya que dependiendo de lo que ingiramos durante el embarazo, así se desarrollará nuestro niño. Hoy os vamos a explicar que pescados son los más recomendables para el embarazo. 

El pescado que consumimos durante el embarazo influye positivamente en la inteligencia verbal, las habilidades motoras complejas y la capacidad para socializarse del futuro bebé. Para empezar, os decimos que no se recomienda comer ni emperador ni atún rojo, ya que estos contienen una gran cantidad de mercurio que por naturaleza ellos acumulan y que es perjudicial para nuestra salud.


Los pescados azules deben tomarse a menudo ya que tienen omega-3, un ácido graso esencial para un completo desarrollo y funcionamiento del cerebro humano.

Este pescado aporta calcio, hierro, vitaminas A, B1, D y E, Cinc… Además, nos ayudan a controlar la presión arterial, reduce la tasa de colesterol y mejoran las funciones cardíacas. Algunos de los pescados que más se aconsejan tomar en el embarazo son los siguientes: atún blanco (y atún en lata) o el salmón, las sardinas, los arenques, la caballa, boquerón o bocarte, salmonete, anguila, jurel o chicharro común, palometa, verdel, trucha marina, cazón.

El pescado blanco también es recomendable. Además, lo bueno del pescado blanco es que tiene menos grasa que el pescado azul. Todos los pescados blancos tienen un alto valor nutritivo y son ricos en vitaminas del complejo B, así como en yodo, tan importante durante el embarazo. Cuida tu alimentación en el embarazo y estarás cuidando la salud de tu bebé.

La leche materna beneficia el cerebro del bebé

Según la OMS, la leche materna es el mejor alimento que la madre puede ofrecer al recién nacido durante los seis primeros meses de vida. A partir de los seis meses se puede continuar con el amamantamiento durante el tiempo que la madre desee siempre junto con la introducción del resto de alimentos. La lactancia materna genera múltiples ventajas sobre la lactancia artificial para la madre, el bebé y la sociedad en general. La leche materna se ha ganado el título del “alimento ideal” porque tiene la composición justa para las diferentes etapas de desarrollo del bebé, pero también tiene beneficios para su sistema inmunológico y su salud a largo plazo.






Un estudio sobre bebés que tomaron leche materna declaró que los niños que habían sido amamantados de forma exclusiva durante al menos tres meses presentaban un mayor desarrollo en zonas clave del cerebro, en comparación con niños que fueron alimentados con leche de fórmula o mediante una combinación de leche de fórmula y leche materna. Este crecimiento adicional fue más pronunciado en partes del cerebro relacionadas con el lenguaje, la función emocional y la cognición, también constató el estudio.

Las primeras dosis de leche materna tienen un papel muy importante en su desarrollo y el de su sistema inmunológico. Esta leche de apariencia entre blancuzca y amarillenta se llama calostro, y es rica en nutrimentos y anticuerpos que tu bebé necesita justo después de nacer.
 

El Cuidado Perfecto para tu bebé Template by Ipietoon Cute Blog Design